A Visit From the Goon Squad, de Jennifer Egan

El inevitable paso del tiempo es nuestra constante universal. Y con él, nuestra igualmente inevitable transformación. No es que el tiempo sea como un río en el que no podamos bañarnos dos veces. Es que nosotros mismos somos un río y estamos sujetos a la fluidez fundamental del mundo.

Aparentemente, hay cierta polémica (absurda) con respecto a este libro, porque no queda claro si se trata de una novela o de una colección de cuentos. A Visit From the Goon Squad está dividido en capítulos que van pasando de un personaje a otro, hilando un grupo de personas que se van relacionando entre sí, en ocasiones muy lejanamente, que se encuentran o desencuentran. La acción va saltando en el tiempo, yendo del presente al pasado, o al revés (y en los capítulos finales, entrando directamente en el futuro, al querer seguir la vida de personas que nacen más recientemente). Conocemos a un maduro padre de familia o a una relaciones públicas fracasada, y luego los volvemos a encontrar como miembros de una pandilla juvenil. En unas ocasiones la novela fluye desde deterioro final hacia atrás, y en otras el proceso es a la inversa. Expone los fracasos vitales de los personajes y en ocasiones sus redenciones posibles. A veces más de una vez, porque la vida es justo así, una sucesión de acontecimientos, de momentos en los que a veces estás arriba y a veces abajo.

Pero el retrato de los personajes va más allá de la descripción de sus ideas o actos, ya que cada capítulo está contando usando un estilo y un modo de escribir que se ajusta a ese personaje en ese momento, llegando al punto de que hay un capítulo completo en forma de presentación de PowerPoint, porque ese personaje piensa así. En otras ocasiones, se pasa de la primera a la tercera persona dependiendo del grado de introspección de cada uno. De tal forma, la estructura del libro refleja la naturaleza de nuestra vida y, de paso, nuestra dificultad para verla en conjunto, porque somos criaturas del momento producto de circunstancias muy concretas.

El hilo conductor del libro es la música, que de una forma u otra une a todos los personajes. Con música empieza y con una divertida predicción sobre la música del futuro acaba. En medio, un libro excelente.

Categoría: Silva

Pedro Jorge Romero

No comments yet. Be the first.