Críticos e integrados

En su día me impresionó mucho la idea del kistch analizada por Umberto Eco. Básicamente, venía a decir que una obra kistch es aquella que toma elementos artísticos pero los emplea no para crear a su vez una obra de arte, sino para crear una obra que parece una obra de arte, de tal forma que el consumidor de esa obra pueda tener la sensación de haber experimentado algo de calidad.

He recordado todo esto al ver la intro de Banksy para Los Simpson.

La jugada es muy similar. En este caso, se trata de que un artista “contrario” ceda parte de su legitimidad, creando una pseudocrítica, a una gran empresa que se beneficia de quedar bien al ser capaz de emitirla. Por supuesto, lo que se muestra es tan exagerado, tan caricaturesco, tan producto del cliché, que es sólo superficie. Al final, el mensaje viene a reforzar la serie, y con ella el mundo del merchadising que la rodea. Digamos que la función principal de esa intro es hacer que la serie gane más dinero (que es, por supuesto, para lo que existen los títulos de créditos de las series) y hacernos creer que hemos visto crítica genuina.

Tampoco tiene nada de criticable. El prestigio de un artista es suyo y puede entregarlo a quien quiera. Y una empresa es libre de pagar por sus servicios. Pero no debemos tomar como crítica lo que –independientemente de cuál fuese la intención original– no deja de convertirse al final en una operación de relaciones públicas. Operación, como demuestra este mismo texto, tremendamente exitosa.

Categoría: Silva

Pedro Jorge Romero

Show 4 Comments
  • Palimp 12 octubre, 2010, 7:56 pm

    Al principio pensé lo mismo que tú, pero repensándolo un poco y siendo como es tan exagerada la caricatura creo que el efecto es el contrario. Es decir, se burla de la posibilidad de hacer una crítica real en lo créditos de una serie de éxito, y me deja la sensación de que esa crítica que no ha hecho existe aunque no esté plasmada.

    Aunque a lo mejor soy yo que le doy muchas vueltas a las cosas.

  • Pedro Jorge Romero 12 octubre, 2010, 8:35 pm

    Creo que hay dos cuestiones:

    Por un lado, me parece innegable que la serie «gana» asociándose a ese artista, con lo cual, se haga realmente crítica o no, el efecto final es el de apoyar la serie y a la empresa que la crea.

    Por otro lado, quedaría por ver si es posible la crítica real en el arte, si el arte puede ser realmente comprometido, aunque sea un compromiso de segundo grado como el que planteas. Yo creo que no, yo creo que el arte es bastante estéril en ese aspecto.

  • Fidel 12 octubre, 2010, 9:05 pm

    «Todo arte es, a la vez, superficie y símbolo.
    Los que buscan bajo la superficie, lo hacen a su propio riesgo.
    Los que intentan descifrar el símbolo, lo hacen también a su propio riesgo.
    Es al espectador, y no a la vida, a quien refleja realmente el arte.
    […]
    Todo arte es completamente inútil.»

    -Oscar Wilde-

  • wanfry 14 octubre, 2010, 10:18 am

    Me he planteado si es posible la critica a un sistema desde dentro del sistema. Por ejemplo, bandas de musica cuyas letras hablan de ir contra las multinacionales y que luego son producidas por Sony o libros editados por grandes editoriales donde el mensaje es justamente el contrario.

    Esta contradiccion tiene una doble lectura: se puede pensar que ir que hay que subir a la montaña para que el mensaje se oiga mejor aunque ello implique ir de la mano del «malo» o que al final es imposible la critica y los que la hacen son unos vendidos.

    Hablando de banksy, muy recomendable la pelicula (documental?) que dirige, en la cual tambien critica el arte que hace. Tambien conviene echarle un tiento a la opinion de uno de los prodcutores de los simpsons sobre la intro de banksy: http://artsbeat.blogs.nytimes.com/2010/10/11/the-simpsons-explains-its-button-pushing-banksy-opening/.