Medievales

[…]la cultura medieval tiene el sentido de la innovación, pero se las ingenia para esconderlo bajo el disfraz de la repetición (al contrario de la cultura moderna, que finge innovar incluso cuando repite).

De Arte y belleza en la estética medieval de Umberto Eco. Me ha parecido un buen pensamiento para empezar el día. En el capítulo dos dice:

Pensar en la Edad Media como en la época de la negación moralista de la belleza sensible indica, además de un conocimiento superficial de los textos, una incomprensión fundamental de la mentalidad medieval.

Y a continuación se pone a citar místicos medievales que demuestran, denunciándola, una buena comprensión de lo que es y deja de ser belleza:

[…] al representar lo que reprueba, nos demuestra lo paradójico del desdén de este hombre que, aun así, conseguía analizar con tanta finura lo que no quería ver.

Lo que me recuerda a los moralistas modernos, guardando las debidas distancias porque los moralistas modernos carecen del sentido de la poesía y la retórica -otra paradoja, como apunta Eco- de un místico medieval, y ven la pornografía en todas partes y en toda pose o circunstancia. Ojos muy finos deben tener para ser tan sensibles al sexo.

Hoy me toca un día curioso. Tengo que terminar mi columna de televisión para la revista Solaris (¿de verdad pensaban que no usaba para el bien todos mis conocimientos sobre televisión? Un gran poder acarrea una gran responsabilidad), hacer mis páginas de traducción de hoy y empezar a preparar el presupuesto para un cliente, un nuevo e interesante proyecto web. Y claro, en algún momento debería encontrar tiempo para ir al gimnasio.

Veremos como sale la mañana.

—–

Categoría: Silva

Pedro Jorge Romero

No comments yet. Be the first.